• Acceder
  • No hay productos en el carrito.

Tratamiento de la diabetes gestacional

Tratamiento:

Los objetivos del mismo serán corregir las alteraciones metabólicas y las manifestaciones clínicas existentes, prevenir las complicaciones agudas y retardar la aparición de las complicaciones crónicas y efectuar una correcta educación diabetológica al paciente y a su familia.

Los pilares del tratamiento son cuatro y ninguno cobra más importancia que otro y deben manejarse de igual forma para una respuesta favorable al tratamiento. Estos son:

  • Farmacoterapia: no todos requieren medicación, pero de ser así estos pueden ser hipoglucemiantes orales (sulfonilureas, biguanidas, metformina) o la insulina (rápida, intermedia o lenta).
  • Plan de alimentación: muchos pacientes pueden controlar la diabetes solo con el plan alimentario. Esta debe ser adecuada para mantener el peso cercano a lo saludable y obtener un crecimiento y desarrollo normales en niños y adolescentes; normalizar el metabolismo de hidratos de carbono, proteínas y grasas, minimizar las fluctuaciones de los niveles de glucosa y prevenir o retardar la enfermedad de los vasos sanguíneos o tratar las complicaciones existentes como nefropatías o vasculopatías.
  • Actividad física: esta acrecienta el consumo de glucosa por parte de los músculos y aumenta la sensibilidad a la insulina, permitiendo que el organismo haga una mejor utilización de la glucosa, disminuyendo la resistencia a la insulina. Además retarda la aparición de complicaciones, especialmente las cardiovasculares. Debe ser indicada de forma adecuada a la edad y el grado de control metabólico de la enfermedad; se debe llevar a cabo en forma lenta y progresiva y haciendo los cambios en la medicación y la alimentación que sean necesarios.
  • Educación diabetológica: el paciente diabético debe ser ayudado a sobrellevar el hecho que padecen una enfermedad de carácter crónico y en el caso de la DBT tipo 1 que no puede ser curada; pero con una adecuada alimentación y el uso correcto de la medicación, en caso de que lo necesite, es posible llevar una vida normal y productiva. La educación diabetológica es uno de los pilares fundamentales del tratamiento y debe ser una responsabilidad compartida por todo el equipo de salud. Esta educación deberá ser extensiva tanto al paciente como a sus familiares inmediatos y debe abarcar los siguientes temas:
  • Nociones más importantes de la enfermedad.
  • Régimen alimentario con intercambios para evitar la monotonía
  •  Dosaje de glucemia y cetonuria mediante cintas reactivas.
  • Acción de la insulina e hipoglucemiantes orales.
  • Inyección de insulina y cuidado de las jeringas.
  • Síntomas de las complicaciones agudas
  • Conducta en complicaciones.
  • Manejo de credencial identificadora.

La educación alimentaria es una herramienta fundamental en el tratamiento del paciente diabético. Es necesario tener en cuenta que los cambios de hábitos constituyen un proceso gradual, lento y a largo plazo, para que se puedan alcanzar los objetivos. La educación es una de las principales estrategias adoptadas por la OMS para prevenir los casos evitables de la enfermedad. La prevención debe encabezar todos los programas de acción.

 

VER TODO Añadir una nota
Tu
Agregue su comentario

Verificar Certificado